Piernas pesadas:
¿Cómo sentirse ligera otra vez?

Escrito por Paul Musset, Farmacéutico | publicado el

Piernas pesadas: ¿Cómo sentirse ligera otra vez?

La sensación de pesadez en las piernas es un malestar que afecta principalmente a las mujeres.  A menudo señal de una circulación sanguínea deficiente, lidiar a diario con esta molestia puede resultar complicado. ¿A qué se debe esa desagradable sensación de cargar un peso en las pantorrillas? ¿Por qué las mujeres corren mayor riesgo de padecer esa sensación de piernas pesadas? ¿Existe un medio eficaz para aliviar las piernas hinchadas y cansadas?

Piernas pesadas: definición, factores de riesgo y posibles complicaciones

¿Qué se entiende por piernas pesadas?

Se califica como piernas pesadas un malestar a nivel de los miembros inferiores. Varios síntomas pueden percibirse:

  • Piernas hinchadas;
  • Un dolor similar al de un calambre;
  • Se siente adormecimiento, hormigueo, picor. Ese hormigueo en las piernas se produce después de permanecer inmóvil durante un período largo. Se necesita caminar para aliviarlo.

La deficiente circulación venosa causante del malestar

Es la insuficiencia venosa que origina el fenómeno de piernas pesadas.

¿Cómo funciona el sistema venoso? Ante todo, es importante distinguir entre venas y arterias. Las arterias llevan la sangre del corazón a los órganos, mientras que el sistema venoso lleva a cabo el camino inverso (de los órganos  y miembros hacia el corazón).

Existen dentro de las venas unas válvulas que facilitan la subida de la sangre y evitan que vuelva a bajar (reflujo venoso). Sin embargo puede suceder que esas válvulas no cumplan bien su rol de bloqueo, o que el sistema venoso pierda de su tonicidad. Es lo que llamamos insuficiencia venosa. Su efecto se nota mayormente a nivel de los miembros inferiores con una sensación de piernas pesadas y cansadas.

Factores que favorecen la sensación de pesadez en las piernas

Pueden haber varios causantes del fenómeno de piernas pesadas:

  • Antecedentes familiares de enfermedades venosas crónicas;
  • Una modificación hormonal (embarazo, toma de píldora anticonceptiva, menstruación...);
  • Falta de ejercicio, sedentarismo;
  • Fuerte calor que provoca una dilatación de las venas;
  • Sobrepeso.

La sensación de pesadez en las piernas suele aparecer al final del día. Las mujeres son más propensas a padecerla por razones hormonales. Las personas que trabajan de pie o que caminan sin desplazarse mucho durante todo el día presentan un riesgo potencial de sentir sus efectos perniciosos.

Complicaciones de las que hay que cuidarse

Si las piernas pesadas no presentan ningún carácter de gravedad, la reiteración del fenómeno puede ser síntoma de una enfermedad venosa crónica. Por otra parte, de repetirse esa sensación, el riesgo de que se desarrollen várices aumenta.

Una insuficiencia venosa sin tratar también puede desembocar en complicaciones como flebitis o trombosis.

Deportes aconsejados para acabar con las piernas pesadas
La falta de ejercicio siendo uno de los factores desencadenantes de las piernas pesadas, practicar una actividad física centrada en los miembros inferiores puede ayudar. Sin embargo, tenemos que velar en no traumatizar las venas fragilizadas. Bicicleta, natación y gimnasia acuática son deportes provechosos para la circulación sanguínea.

Piernas pesadas: ¿Cómo aliviarlas eficazmente?

Para evitar que una simple molestia se convierta en un problema de salud más consecuente, como una insuficiencia venosa crónica o una flebitis, conviene actuar cuando aparezca la sensación de piernas pesadas.

He aquí unos remedios que te permitirán acabar con esa impresión de tener siempre las piernas cansadas.

Comportamiento que debemos adoptar a diario para aliviar la pesadez en las piernas

Algunos hábitos nuevos pueden bastar para aliviar y tonificar tus venas, acabando así con la pesadez en las piernas. A continuación, unos reflejos aconsejables a diario:

  • Moverse más: si tu actividad es muy sedentaria o si debes mantenerte de pie por mucho tiempo, es imprescindible otorgarse unos veinte minutos diarios para caminar de manera enérgica. Cada paso estimulará tu sistema venoso mejorando así el flujo sanguíneo.
  • Favorecer el drenaje (descontaminación) de tus piernas al provocar un contraste caliente-frío en tus miembros inferiores. El agua caliente dilatará tus venas y el agua fría favorecerá la eliminación de toxinas. La circulación sanguínea resultará estimulada por el proceso.
  • Evitar la ropa demasiado ajustada que no deja que la sangre circule libremente.
  • Elevar el pie de la cama para facilitar el flujo venoso y evitar así el dolor de pierna de noche.

Complementos alimenticios que ayudan

A la par de unos gestos adecuados para estimular el sistema venoso, existen complementos alimenticios que pueden ayudarte.

De hecho, ciertas plantas son conocidas por su capacidad para remediar la insuficiencia venosa, como:

  • La vid roja: actúa sobre la fibra elástica que reviste la pared de la vena. Esta acción permite reducir la dilatación de los vasos.
  • La grosella negra: potente venotónico, refuerza la resistencia de los vasos sanguíneos.
  • Hamamelis: esta planta es conocida por sus cualidades astringentes (que retrae los tejidos) y vasoconstrictoras (que retrae los vasos). Mejora el retorno venoso.

En Cocooncenter, queremos que aproveches los beneficios de estas plantas eligiendo los complementos alimenticios que estimulan mejor la circulación sanguínea.

Los cuidados que ayudan a combatir la pesadez de las piernas

Además de los hábitos saludables ya mencionados, es posible aliviar la pesadez de las piernas con un cuidado local específico a base de plantas.

Para aligerar las piernas, Cocooncenter seleccionó para ti una amplia gama de productos eficaces. Encontrarás en particular unos geles que poseen el fino arte de refrescar las piernas, reforzando al mismo tiempo el sistema venoso y estimulando el flujo sanguíneo.

Soluciones naturales a través de los aceites esenciales

Más allá de su uso via los complementos alimenticios o los cuidados en geles, podemos aprovechar las virtudes de la plantas gracias a aceites esenciales.

Por ejemplo, las excelentes propiedades venotónicas del pachulí así como la capacidad drenante del cedro del Atlas son reconocidas. Asimismo, el aceite esencial de ciprés es usado regularmente para estimular la circulación sanguínea, debido a su poder descongestionante.

Finalmente, el aceite esencial de menta piperita ofrece una sensación refrescante para las piernas cansadas. Recordemos, sin embargo, que los aceites son remedios potentes que se deben usar con suma cautela, sobre todo en caso de embarazo o lactancia.

La sensación de piernas pesadas es un fenómeno muy común que afecta a muchas personas, en su mayoría mujeres. Su aparición ocasional no tiene nada preocupante. Pero si los síntomas se vuelven recurrentes, será mejor actuar antes de que una simple molestia evolucione hacia una enfermedad de consecuencias más serias.

Piernas pesadas – tres puntos claves para recordar:

  • La pesadez en las piernas se debe, en la mayoría de los casos, a una deficiente circulación sanguínea y a una insuficiencia venosa;
  • Un cambio en la dieta y en el estilo de vida, junto con la toma de complementos alimenticios y/o la aplicación de cuidados, pueden remediar el síndrome de las piernas pesadas;
  • En caso de síntomas persistentes a pesar de prodigar los cuidados apropiados, se aconseja una visita médica para evaluar la posibilidad de padecer una enfermedad venosa crónica.
Más sobre el autor
Paul Musset
Paul Musset
Farmacéutico
Licenciado de un doctorado en Farmacia en la Universidad de Reims (Universidad en Francia), Paul Musset es un gran apasionado de la medicina natural y la nutrición deportiva. Te acompañará en "Tu rincón de bienestar y belleza" dándote sus consejos de salud y bienestar.
Té verde: unas hojas prodigiosas... ◀◀