Los peligros del sol:
¿Por qué y cómo protegerse?

Escrito por Paul Musset, Farmacéutico | publicado el

Los peligros del sol: ¿Por qué y cómo protegerse?

El sol brinda múltiples beneficios. Proveedor natural de vitamina D, levanta el ánimo y es anhelado por numerosos españoles que esperan con ansias el verano para aprovecharlo. Si bien sus virtudes son muy conocidas, el sol también puede tener efectos perjudiciales para la salud. ¿Cuáles son los peligros relacionados al sol? ¿Cómo se protege la piel en forma natural? ¿Cuáles son los métodos de prevención más eficaces?

Peligros del sol y de los ultravioletas sobre la piel: explicaciones

UVA, UVB, UVC: ¿Cuál es la diferencia?

Los rayos solares se dividen en tres categorías:

  • Los UVA: representan 90% de la radiación UV que traspasa la capa de ozono. Favorecen el envejecimiento cutáneo;
  • Los UVB: solo representan el 5% de la radiación, son muy energéticos (con energía potente). Son responsables de las quemaduras solares;
  • Los UVC: muy peligrosos, son bloqueados por la capa de ozono.

¿Por qué es peligroso el sol?¿Qué riesgo corremos cuando nos exponemos?

Daños provocados en la vista

Una exposición constante y prolongada puede poner en riesgo la salud ocular. Los UV actúan con  efecto cumulativo. Más el ojo recibe rayos ultravioletas, más es multiplicado el riego de desarrollar una patología (como la catarata).

Los ojos verdes o azules son más sensibles a la luz. ¿Verdad o falso?
Es falso. En realidad, la capa superior, el iris, es la que le da su color al ojo. Pero existe una capa inferior, a nivel de la retina, (que no vemos pues está tapada por el iris) cuya pigmentación protege al ojo de la luz. El color de estos pigmentos es similar para todos los ojos. La diferencia de sensibilidad depende de la cantidad y distribución de estos pigmentos. Menos pigmentos hay y más sensible es el ojo, ya sea azul, verde o marrón.

Peligro para el organismo: golpe de calor

El golpe de calor es debido a una exposición prolongada al sol durante el tiempo de mayor radiación del día. El organismo presenta entonces una hipertermia que no se logra regular naturalmente. El sudor queda atascado y no permite evacuar el exceso de calor. El golpe de calor provoca dolor de cabeza, náuseas, vómito y dolores musculares. En los casos más severos, puede poner en riesgo la vida.

Las personas más expuestas a padecer un golpe de calor son los niños y los ancianos.

Para remediar este peligroso fenómeno, es fundamental bajar la temperatura corporal (refrescar, hidratar, poner en la sombra...).

Riesgos para la piel

La quemadura en primer grado: quemadura de sol

Es el riesgo más frecuente de una exposición prolongada al sol. De hecho, los UVB son muy energéticos y en temporada estival, bastan unos minutos para que la piel se queme en primer grado. Esta quemadura de sol se caracteriza por un enrojecimiento intenso de la piel.

Envejecimiento prematuro de la piel

Este es causado por los UVA. La radiación penetra la epidermis y forma radicales libres que atacan las fibras de colágeno, encargadas de la elasticidad y tonicidad de la piel. Esta última se reseca más fácilmente, favoreciendo la formación de arrugas.

Cáncer de la piel

Sin duda alguna, la consecuencia más grave de una exposición excesiva al sol. 2 tipos de cánceres se deben en gran parte al sol: el carcinoma y el melanoma.

El cáncer de la piel en cifras:
• Uno de cada tres, es un cáncer de la piel;
• Alrededor de 78 000  casos de cánceres de la piel son diagnosticados al año en España;
• 90% de los cánceres de la piel son carcinomas;
• El sol es responsable de más de 65% de los melanomas cutáneos (el más peligroso de los cánceres).

Mecanismo de defensa de la piel frente al sol

¿Cómo puede la piel protegerse del sol?

La piel se defiende de agresiones externas gracias a un pigmento oscuro, la melanina,  producida por unas células (los melanocitos). Cuando la piel queda expuesta, la melanina sube hasta las capas superiores de la epidermis para crear una barrera protectora. Esta le confiere a la piel su tez bronceada.

La tasa de melanina no es ilimitada. Nuestra piel dispone de un acervo solar. Cuando se agota esta reserva, la epidermis ya no dispone de medios defensivos naturales.

¿Cuáles son las pieles más frágiles?

Todas las pieles, incluso las pieles morenas son sensibles al sol. Sin embargo, la tasa de melanina producida por las pieles claras es inferior a la de las pieles oscuras, así que sus defensas son menores frente al daño causado por los ultravioletas.

La piel de los niños, clara o morena, también es particularmente frágil, pues la capa superior todavía es muy fina y los rayos UVB, responsables de las quemaduras solares, la penetran más fácilmente. Por otra parte, un niño, si es víctima de quemaduras solares frecuentes, presentará más riesgo de desarrollar un cáncer de la piel.

Evitar los peligros del sol: prevención y reacción

¿Cuándo proteger tu piel del sol?

En España, el período de mayor radiación, durante el cual proteger tu piel del sol es esencial, es de mayo a setiembre.

Durante ese período, el sol fuerte, por otra parte, no constituye el único riesgo. Los rayos ultravioletas traspasan las nubes y son dañinos, incluso cuando el tiempo está nublado.

¿Cómo protegerse de los ultravioletas?

El modo más eficaz para crear una barrera que proteja la piel del sol sigue siendo la aplicación regular de crema solar. En Cocooncenter, hemos seleccionado para ti toda una gama de productos solares entre las mejores marcas.

La epidermis no es la única zona del cuerpo que cabe preservar. La cabeza también debe ser protegida para evitar un golpe de calor, usando sombrero y bebiendo con regularidad.

Adoptar bueno hábitos para aprovechar el verano con toda seguridad

Para evitar que tus vacaciones sean sinónimos de quemaduras solares o golpes de sol, el ministerio de Sanidad y el CDC han establecido una lista de recomendaciones a seguir. Entre ellas:

  • Evitar exponerse durante las horas más cálidas del día (entre 12h y 16h);
  • Aplicar crema solar con regularidad;
  • Equipar a los niños con la protección adecuada (sombrero, lentes de sol, camiseta).

¿Cómo curar una quemadura solar?

Para curar una quemadura solar, hace falta aplicar una crema para quemaduras superficiales. Esta ayudará a reparar la piel y evitará la aparición de ampollas. Cocooncenter te propone diferentes remedios eficaces contra las quemaduras solares.

Detección de cáncer de la piel

Si tienes una duda sobre un lunar o si has tenido reiteradas quemaduras solares, un dermatólogo puede realizar una prueba de cribado del cáncer de la piel.

Índice UV: conocer la potencia solar
Para permitirte identificar el nivel de intensidad de los rayos ultravioletas, una escala UV ha sido establecida. 5 índices la componen:
• 1 a 2: bajo;
• 3 a 5: moderado;
• 6 a 7: alto;
• 8 a 10: muy alto;
• 11: extremo.

Pese a todos los beneficios que trae el sol, presenta también numerosos peligros. Proteger adecuadamente la piel y el organismo de su radiación es imprescindible para preservar la salud.

Tres puntos claves para recordar sobre los peligros del sol:

  • Los UVB son los rayos más peligrosos para la salud, son responsables de las quemaduras solares y de la mayoría de los cánceres relacionados con exposiciones repetidas sin protección;
  • La piel de los más jóvenes es particularmente vulnerable a los daños que provoca el sol; quemaduras solares frecuentes durante la niñez multiplican los riesgos de desarrollar un cáncer de la piel;
  • Sin protección solar, algunos minutos bastan para provocar una quemadura solar.
Más sobre el autor
Paul Musset
Paul Musset
Farmacéutico
Licenciado de un doctorado en Farmacia en la Universidad de Reims (Universidad en Francia), Paul Musset es un gran apasionado de la medicina natural y la nutrición deportiva. Te acompañará en "Tu rincón de bienestar y belleza" dándote sus consejos de salud y bienestar.
Escoger una protección solar: guía para pasar el verano en condiciones de seguridad óptimas ◀◀
Máscara del embarazo: toda la información sobre la hiperpigmentación de las futuras madres ►►